Ventajas de la exclusividad inmobiliaria

  • Rapidez en la venta del inmueble

El plazo de venta de un inmueble, cuando se lleva a cabo a través de la firma de un contrato de exclusividad con un agente inmobiliario o una agencia inmobiliaria, oscila entre los tres y los seis meses. Éste periodo depende de diversos factores, como la zona en la que se ubique el inmueble, sus características, el interés en la comercialización, la inversión o el nivel de demanda que exista en ese momento.

Sin embargo, está comprobado que el plazo de venta se ve reducido si existe exclusividad con una agencia inmobiliaria. En concreto, ello se debe a que “las posibilidades de venta aumentan”, ya que la celeridad de los agentes inmobiliarios con una cláusula de exclusividad “es total”, en contra de lo que sucede cuando existe un contrato sin exclusividad o se decide vender la vivienda de forma particular.

  • Mejor precio por el inmuebleEl precio que se consiga por la venta de un inmueble depende de la promoción que se haga del mismo. No obstante, la exclusividad con un agente o agencia inmobiliaria garantiza que la vivienda se oferta a un único precio en el mercado, lo que supone una mayor claridad y máxima transparencia para los compradores.En este sentido, un contrato de intermediación inmobiliaria con exclusividad conlleva para el agente o la agencia inmobiliaria un “gran alto grado de responsabilidad”, por lo que este “siempre tratará de conseguir el mejor resultado para sus vendedores y, por lo tanto, el mejor precio posible”. En este sentido, el agente se convierte en representante de la parte vendedora y en defensor de sus intereses.
  • Garantía y seguridad de la operación inmobiliariaLos contratos de intermediación con exclusividad están enfocados a proteger los intereses de la venta, por lo que para garantizar y otorgar seguridad, el agente inmobiliario responsable del mismo ha de conocer la propiedad con detalle, tanto sus características como sus cargas o situación legal. Del mismo modo, el agente deberá recopilar información primero y asesorar después respecto al precio, mercado, tendencia, competencia, servicios que ofrece, honorarios de la gestión y, sobre todo, de las responsabilidades y obligaciones acordadas.En este sentido, el contrato que se firme debe fijar el tiempo de la duración de la exclusividad y reflejar en qué condiciones el agente gestionará la visibilidad del inmueble en venta.
  • Filtro de clientesOtra de las potencialidades de la venta a través de un contrato con exclusividad con un agente o agencia inmobiliaria viene del lado de los clientes que llegan a visitar el inmueble. El agente realiza una exhaustiva calificación del cliente comprador. Con un contrato de intermediación con exclusividad no se pierde el tiempo en salir con cualquier cliente que quiere ver viviendas, sino que solamente se hace con aquellos que tienen posibilidades reales de compra y que saben lo que van a hacer.Del mismo modo, el trabajo del agente conlleva la existencia de un solo interlocutor o un único representante trabajando para la parte vendedora, llegando a existir un cierto grado de especialización en determinados inmuebles dentro de la profesión de agente inmobiliario. Dicha cualidad, ayuda a llegar más fácilmente a un acuerdo entre las partes, puesto que el agente inmobiliario sabe qué servicios ofrecer para desmarcarse del resto.

Reset password

Ingrese su dirección de correo electrónico y le enviaremos un enlace para cambiar su contraseña.

Powered by Estatik